sábado, 17 de noviembre de 2012

Cosas que hacer antes de los 31.


Estoy enferma. Tengo fiebre, tengo mocos, tengo tos, flemas, dolor donde me pusieron la inyección ¬¬... Pero noto que están volviendo las ganas de escribir, las ganas de volver a retomar los blogs que tengo, tanto el de los relatos, como el del Sevilla, como este que suele ir con cosas más personales... Tengo ganas de sacar todas las ideas que tengo dentro de la cabeza, ganas de hacer algo grande, de continuar con historias que tengo apartadas, de intentar algo que llevo tiempo queriendo hacer, pero que siempre me imponía respeto... Presentar un relato a un concurso.

Tengo ganas de plantearme nuevos retos, de hacer cosas que en otro momento me habían asustado o cohibido... Quizá haya llegado el momento de planetarse: Cosas que quiero hacer antes de los 31.

Sé que aún me quedan 6 meses para cumplir los 30, pero si no me las empiezo a plantear ahora no lo haré nunca y veré como pasa el tiempo y se van quedando atrás cosas que pensaba que ya iba a tener hechas. No sé, quizá es la fiebre que tomó el poder de mis dedos, pero tengo ganas de hacer cosas, y me las voy a plantear...



domingo, 15 de abril de 2012

A veces sucede

A veces sucede que se alinean los planetas para que ocurran cosas mágicas e inexplicables... Hace muchos años se alinearon para que Cristian y yo nos conociésemos siendo unos niños pequeños de 3 y 5 años. Después pasó el tiempo y cada uno siguió su camino sin recordar al otro. Siempre recorriendo los mismos institutos, pero nunca en las mismas fechas.

Muchos años después (más o menos unos 18) nuestros caminos volvieron a cruzarse una vez más, pero quizá no era el momento justo, no era el instante apropiado y la vida de cada uno volvió a seguir su rumbo, quizá esperando el momento indicado que se hacía de rogar.

Dos años después de aquél encuentro volvimos a coincidir y esta vez todos los planetas estaban de nuestro lado. La magia hizo su parte y nosotros nos dejamos guiar por ella sin saber que llevaba toda nuestra vida trazando el plan perfecto para unirnos. Tratando de encontrar la ocasión perfecta para nosotros, y lo consiguió.

Ahora llevamos cuatro años juntos y todavía sonrío al recordar el día que le iba a presentar a mi prima y ella le reconoció y nos dijo que de pequeños ella y su hermana nos llevaban juntos a la playa y que no queríamos ir el uno sin el otro. Sonrío porque sin saberlo siempre le he tenido cerca, porque comenzó hace tantos años esta historia de amor que ya ni lo recuerdo...

Porque él era para mí y yo para él. Y porque el destino, al menos esta vez, jugó bien sus cartas.

Te quiero.

domingo, 27 de noviembre de 2011

¿Ángel o Demonio?: !Volvemos los CuentaCuentos!

Por fin ha sucedido. Parecía imposible. Simplemente daba la impresión de que continuar manteniendo la llama de CuentaCuentos encendida, no serviría de nada, pero nos equivocábamos. El Señor de las Historias ha vuelto. Ha encontrado el camino de regreso.

Y si él ha podido, yo también podré, porque... ¡Porque yo también soy una CuentaCuentos!


lunes, 11 de abril de 2011

Un suma y sigue.

Tres añitos ya, como pasa el tiempo... Y cada día con más ganas de estar más tiempo con él y con más ganitas de todo.

Me ha devuelto las ganas de escribir, de leer, de reír, de viajar, de hacer locuras, de ser otra vez yo...

Y parece que fue ayer cuando nos hicimos esta foto, y todo lo que hemos vivido ya y todo lo que nos queda aún por delante.

Qué más decir que no haya dicho ya durante todos estos meses. Que tengo ganas de que todo esté ya bien para poder hacer nuestros planes juntos, esos que sabemos que llevamos tiempo dándole vueltas.

Seguro que el Sr. Karma por fin va a portarse bien con nosotros y nos va a dejar respirar un poco tranquilos, porque ya nos lo vamos mereciendo, ¿verdad? Que ya es hora de que seamos nosotros los que marquemos las reglas.

Dedicado a nosotros, por conseguir salir adelante en este mundo de locos.

miércoles, 16 de marzo de 2011

Cosas de teleoperadora...

>Hola buenos días, soy Alejandra, ¿en que puedo ayudarle?
-Hola buenos días Raquel.
>???? (fui Raquel durante 15 minutos)


>Dígame a nombre de quien está el servicio.
-(voz de hombre) Antonia.
>Muy bien, digame su nombre, para dirigirme a usted.
-Antonia.
>Si Antonia es la titular, ¿pero su nombre para dirigirme a usted?
-Ya te dije, Antonia. (sigue sonando a hombre... :S )


-Por favor señorita, a ver si usted puede ayudarme, es que no tengo línea en el teléfono y no puedo hacer llamadas.
>Muy bien, dígame el número de teléfono para acceder a sistemas.
-Sí, es el *********
>(miro la pantalla de mi teléfono) ¿Es el número desde el que me está llamando?
-¡Anda! Señorita, tranquila, ya me funciona...
> (XDDDDD)


>Gabriel, gracias por mantenerse a la espera. Siento decirle que ahora estamos sufriendo una incidencia y no podemos acceder a los sistemas para tramitar su solicitud...
-Así que vosotros también tenéis orange, ¿eh? jajajajaja


>Muchas gracias por su llamada, que tenga muy buen día.
-Gracias hasta luego.
>...
-...
>...
-...
>¿Perdone?
-Si, ¿quién es?
>Soy Alejandra de Orange, que estábamos hablando ahora...
-Ah, si. ¿Para qué me llamas?
>??? No le he llamado, es que no ha cortado la llamada.
-jajajajajajajajajjajajajajajaja, ¡es verdad! jajajajajaj (tuuuu tuuuu tuuuu tuuuu)


>Muy bien, dígame su número de teléfono para poder acceder al sistema.
-No.
>Pero si no me lo dice no voy a poder entrar en los datos y ayudarle con su incidencia.
-No.
>Le indico que sin el teléfono no vamos a poder gestionar nada...
-Bueno, lo he marcado tres veces en el contestador este que tenéis, ¡así que adivínalo!
>?????


>Hola buenos días, soy Alejandra, ¿en qué puedo ayudarle?
-No, Alejandra soy yo.
>Mire que coincidencia, que nos llamamos igual. Muy bien Alejandra, ¿en qué puedo ayudarla?
-¿Hablas conmigo?
>???? (¿con quién si no?)


>Si, muy bien, no se preocupe, vamos a hacer la reclamación de esas llamadas a móviles en el mes de abril.
-Vale.
>Perdone, de febrero...
-Ah, ya estaba pensando yo que veías el futuro.


>Muy bien, Jesús, pues le confirmo que ya han quedado solicitados los números favoritos y que recibirá un mensaje en 48 horas para avisarle de que ya están activos. ¿Podría ayudarle en algo más?
-Vaya, mi nombre es Mari Carmen y creo que Jesús te ha colgado la llamada, pero me daba pena interrumpirte.
> :$ ?? (muchas gracias por no avisar señora)


-Mire señorita, que no me funcionan el ADSL ni el teléfono.
>Veo por aquí que tiene dos facturas impagadas y que por eso se le ha cortado el servicio.
-Pues no me parece justo.
>... (¿perdón?)


>He intentado tramitarlo, pero ahora mismo no podemos realizarle la transferencia de llamada, que tenemos incidencias con las líneas.
-¿Tampoco habéis pagado la factura?


>Muy bien, ¿podría ayudarle en algo más?
-¿Podrías quitarme la gripe?
>Creo que no.
-Bueno, había que intentarlo...


>Dígame cual es el motivo de su llamada.
-Pues mira, que cuando quiero hacer llamadas el teléfono me pita y empieza tinuniiii tinuniiii tinuniiii. Así que cuelgo y vuelvo a intentarlo y otra vez tinuniiii tinuniiii tinuniiii.
>Muy bien, ¿le pasa con todos los números?
-Eso es lo raro, que sólo me pasa con uno, que lo marco y suena tinuniiii tinuniiii tinuniiiii todo el rato. Es con el... Espera, ¡que tonta soy! Estaba marcando un número de menos. jajajajja.
>... (XDDDD eres dios)

miércoles, 9 de marzo de 2011

Como pasan los años...

Hoy he estado haciendo recapitulación de mi vida. Me he puesto a rebuscar entre los papeles de los colegios e institutos donde he estado... Y madre de dios... ¿A qué mente maquiavélica se le habrá ocurrido eso de ir poniendo fotos en los libros de escolaridad? Ainsss, hagamos un repaso por las mías...


4 años. Aquí acababa de empezar en el colegio, era inocente y tenía ilusión por aprender muchas cosas... Que grandes momentos en el parvulario, aprendiendo los números, jugando con plastilina y con barro, haciendo papel maché, preparando los regalos del día del padre y de la madre...

Pero también era bastante trasto, que más de una vez me tuvieron castigada de cara a la pared por saltar en las camas... Y la más gorda fue cuando pegué a Vicente y Damián a sus sillas con pegamento, pero se lo tenían merecido, ¡ellos me pusieron plastilina en mi bocadillo!



9 años. Llegamos a 5º de EGB, se nota que los duros años de colegio han hecho mella en aquella niña sonriente. XDD Estaba claro que ya me había dado cuenta de que no todo era tan bonito como había parecido al principio...

Se habían terminado el barro y la plastilina, los regalos del padre y de la madre, ¡incluso la siesta! Ya sólo existían los deberes, los trabajos, los libros, libretas y demás enseres... Se había terminado la buena vida, y no quedaba más remedio que acostumbrarse a lo que quedaba por delante...



14 años. Graduado Escolar. Creo que este fue el momento en el que me di cuenta de que gracias a la nueva reforma escolar aún no había terminado y me quedaban por delante unos buenos años para sacarme algo de provecho.

Cuantas ilusiones puestas en terminar 8º de EGB, pensé que ahí terminarían todos mis problemas y que podría buscarme trabajo de cualquier cosa... Pero mi gozo en un pozo. Alguién decidió que debíamos estudiar al menos dos años más. Que ilusa fui pensando que ahí terminaba todo...


18 años. Empiezo el Ciclo Medio de Administrativo, en plena crisis interior por encontrar mi verdadero yo... Cuanto agradezco que esta foto haya quedado semi oculta por el sello XDD

Menuda etapa difícil en mi vida... ¡Y menudas pintas! jajajaja. La verdad que era una época en la que la comodidad priorizaba sobre el aspecto. Sólo quería ir cómoda y me la soplaba que los tíos no se fijasen en mi, era su problema, no el mío... Además, yo era así, si no les gustaba lo que había, pues que no mirasen y punto.


23 años. Por fín termino de estudiar, creo que a partir de este momento es cuando realmente regresa a mi interior aquella niña que comenzó hace 20 años en el mundo estudiantil...

Quizá porque ya no tenía aquel agobio de los exámenes, porque se me daba fatal estudiar, aún hoy en día no sé como llegué a sacarme dos títulos. jajajaj. Aunque ahora, cuando veo chavalitas que vienen del instituto hablando de libros que tienen que leer o trabajos que tienen que hacer, echo de menos algunas cosas "buenas" que sí que tenían los tiempos de estudiante...


27 años. Ha sido duro, han sido muchos cambios, cambios increíbles, pero me han ayudado a convertirme en la persona que ahora soy.

Gracias a los estudios que me dieron conseguí trabajos. Algunos mejores y otros peores. Algunos donde estuve muy bien, otros que fueron un verdadero infierno. Pero es una etapa que todos tenemos que pasar y para mi fue un infierno, pero estoy segura de que todos piensan lo mismo sobre su etapa de estudiantes. Creo que viene marcado en nuestro código genético. No nos gusta mientras lo estamos haciendo, cuando lo terminamos, podemos llegar a echarlo de menos...


Es verdad, volviendo la vista atrás me pregunto como he podido llevar esas pintas XD pero no me arrepiento, porque me siento orgullosa de la persona que he llegado a ser y sin esas Alejandras del pasado, no lo hubiera conseguido...

POR TODAS VOSOTRAS CHICAS, GRACIAS POR CONVERTIRME EN LA MUJER QUE SOY.

martes, 1 de marzo de 2011

Hastiada

Cansada de tener que morderme la lengua cuando niñatas meten las suyas donde nadie las llama. ¿Y ahora que hago yo con todo el veneno que ha quedado en mis colmillos? ¿Dónde podré dejar yo mi ponzoña? ¿Por qué siempre me toca retraer los dientes sin poder morder a alguien?

Estoy cansada de siempre seamos los mismos los que no podemos decir lo que pensamos, decir lo que sentimos, los que tenemos que aguantar que los demás nos pasen por encima o tragarnos sus mierdas por eso de "déjale, si se cree que esa es la verdad...". Ya, pero bueno, si lo que me importa no es que esa persona se lo crea, sino todas las demás personas que puedan estar escuchando sus mierdas y tengan que comerse sus patrañas.

¿Por qué esas personas pueden envenenar a otras mientras que yo tengo que ser buena? Estoy harta de ser buena, no vale para nada... Bueno si, para que te pisen y te pasen por encima y luego tener que escuchar que "le vas a chupar el culo"...

Ya ves, como si no tuviese nada mejor que hacer... Aunque bueno, creo que tendríamos que hacer muchos cola para eso, así que voy pensando en poner una máquina de tickets e ir diciéndole a la gente que se saque su turno. jajajaja.

Bueno, he decidido que a partir de ahora yo también le voy a echar la culpa de todos mis problemas a Victor, se lo tiene merecido.

Algún día probarán mi veneno, y ese día simplemente dejarán de existir para el mundo.




P.S. Croc, no va por ti. :* (con tu permiso, Princesa)